≡ Menu

Abecedario Griego: Descubre esta increíble lengua

El Abecedario Griego es un sistema de escritura que tiene su origen en el siglo IX antes de Cristo aproximadamente, se encuentra compuesto por 24 letras, fue desarrollado utilizando como base el abecedario de otra lengua ancestral. Conoce todo lo que debes saber del abecedario griego, aquí.

ABECEDARIO GRIEGO

¿Qué es el Abecedario Griego?

El abecedario de manera general es definido como un sistema de escritura conformado por letras o figuras que tienen la finalidad de representar un lenguaje y que sirve para sistematizar su uso, así como para establecer una forma de comunicación.

Este abecedario constituye un sistema de escritura que consta de veinticuatro letras y es utilizado para escribir la lengua griega. Fue desarrollado aproximadamente en el siglo IX antes de Cristo, utilizando como base el alfabeto consonántico fenicio, el cual consta de una escritura abyad, donde se reconocen solo símbolos para los fonemas consonánticos y a diferencia del sistema de escritura egipcio, este no consta de escritura pictográfica.

Los griegos lograron desarrollar un sistema de escritura en el cual prácticamente cada letra tiene un símbolo específico, es por ello, que se considera como el primer alfabeto completo de la historia de la humanidad.

Como ha ocurrido en la mayoría de los sistemas de escritura, desarrollados por cada una de las culturas que se han establecido en diferentes regiones del mundo, han recibido cambios, modificaciones y evoluciones que van sucediendo con el pasar del tiempo y el abecedario griego no es una excepción. Desde su origen ha ido sufriendo variaciones, entre las cuales debemos destacar aquellas que generaron la versión calcídica de la zona occidental y la jónica de la zona oriental.

La versión calcídica se reconoce como originaria de la región griega que pertenece a la periferia de Macedonia Central, la cual corresponde a una región histórica de la Antigua Grecia. Por su parte, Jonia se ubica en la costa centro-occidental de Anatolia y actualmente es lo que conocemos como Grecia asiática.

La importancia de ubicarnos en el contexto geográfico de donde surgieron las versiones más relevantes del abecedario griego, es poder reconocer las áreas en donde tuvieron impacto y cómo se relacionan con la historia de cada una de las regiones.

La versión occidental fue la base para que se desarrollara el alfabeto etrusco y de este se derivó el alfabeto romano. Por su parte, Atenas incorporó la variante oriental del alfabeto griego en el año 403 antes de Cristo, quedando estas versiones de manera permanente y desplazando las otras formas desarrolladas del alfabeto. También con la adopción de estar versiones, la escritura tomó un nuevo sentido y se empezó a implementar la escritura de izquierda a derecha.

ABECEDARIO GRIEGO

Originalmente el sentido de escritura utilizado en el abecedario griego era el bustrofedon, el cual consistía en alternar de manera ordenada una escritura de izquierda a derecha seguida por otra de derecha a izquierda. Esto quiere decir que se iniciaba la lectura y al terminar la línea se empezaba por el lado donde se había concluido la línea anterior, para ello se debían invertir todos los caracteres en dicho proceso.

Una característica innovadora del alfabeto griego fue la inclusión de las vocales: alfa, épsilon, iota, ómicron e ípsilon. Cuando se realiza un análisis en el desarrollo y evolución de este alfabeto, se puede identificar que fue verdaderamente dinámico. Es muy posible que al fundamentar su desarrollo solo con base en el alfabeto fenicio, se esté subestimando el uso o adopción de varios alfabetos semíticos, es decir del Alfabeto árabe, el arameo y el hebreo.

El abecedario griego se estima que fue creado entre el siglo VIII y IX antes de Cristo, pues en algunas oportunidades fue utilizado en textos con su forma nativa, uno de ellos es el desarrollo del Nuevo Testamento con base en el alfabeto griego; pero también es utilizado en la era moderna, por ejemplo sus letras se usan de manera individual en diversas denominaciones técnicas que se utilizan en el lenguaje científico, como en física, astronomía y matemática por nombrar las más comunes, y ahora también en la informática.

Cantidad de letras que lo componen

Como se ha señalado, se considera que el alfabeto griego fue creado entre los siglos VIII y IX antes de Cristo, como un sistema con un desarrollo dinámico, sobre el cual se infiere que hubo influencia no solo del alfabeto fenicio, sino también las versiones de este, conocidas en conjunto como los  alfabetos semíticos. En sus inicios se produjeron variaciones, pero a partir del siglo IX antes de Cristo, se generó una versión que se mantiene hasta la actualidad, la cual está conformada por un total de 24 letras o símbolos.

Cada una de las letras que lo componen tiene un sonido que la identifica y un símbolo específico, es así como dentro de los 24 símbolos se pueden reconocer las consonantes y las vocales. En sus inicios, el alfabeto griego no distinguía entre letras mayúsculas o minúsculas, estas fueron desarrolladas en los siglos posteriores, lo que añadió una variación en la grafía de las letras originales.

Origen del Alfabeto

Los estudiosos de las lenguas y culturas ancestrales coinciden al decir que el alfabeto griego tiene su origen en el alfabeto fenicio, es decir, que los griegos no crearon desde cero su alfabeto, sino que realizaron una versión mejorada del alfabeto fenicio.

Como es conocido por muchos, Fenicia ​es una región que se encontraba ubicada en el Oriente Próximo, en donde se estableció y desarrolló la  civilización fenicio-púnica, en la costa oriental del mar Mediterráneo. A través de las relaciones comerciales que se establecieron entre ambas civilizaciones, los fenicios introdujeron el alfabeto en Grecia.

Una de las primeras mejoras que se realizó al alfabeto fenicio fue la incorporación de las vocales, las cuales no existían en ninguna de las versiones o variantes de los alfabetos semíticos. Los griegos en la búsqueda de desarrollar un sistema de escritura que se adaptara a su lengua vernácula, incluyeron estos símbolos que complementaban el alfabeto consonántico fenicio. A partir de estas modificaciones realizadas por los griegos, se derivan el uso de las vocales en alfabetos que se desarrollaron posteriormente.

Este alfabeto griego, que en sus comienzos se encontraba robustecido con símbolos que permitían ser usados incluso por algunos dialectos del griego, con el tiempo comenzó a ser modificado y específicamente en el período clásico se eliminaron algunas simbologías por desuso.

Entre las más relevantes podemos señalar la digamma, esta era una adaptación del símbolo fenicio wau, pero solo era usada por un dialecto griego de la región occidental. Este tipo de adaptaciones dieron origen a nuevas versiones del abecedario griego, y es precisamente de allí donde surge la palabra “abecedario”, ya que las dos primeras letras o símbolos eran “alfa” y “beta”.

Luego, en la región de Jonia se desarrolló un sistema de numeración a partir del alfabeto griego, el cual utilizó los símbolos que habían sido desechados del abecedario original para identificar a los números. A este nuevo sistema le agregaron otros que permitieron completar la serie de las centenas, pero pronto fue obsoleto.

Historia

Antes de recibir la influencia del alfabeto fenicio, los griegos utilizaban como sistema de escritura un silabario, los silabarios se tratan de una serie de caracteres o símbolos escritos que representan divisiones fonológicas, que al ser unidas forman las palabras. Este sistema de escritura griego es conocido con el nombre de “Sistema Lineal B”, utilizado entre los siglos XVI y XII antes de Cristo.

Los fragmentos que fueron conservados del Sistema Lineal B, se encuentran escritos en lo que se reconoce como una versión primitiva de los dialectos arcado-chipriota y jónico-ático. El primero de ellos corresponde a un dialecto generado a partir de la antigua lengua griega, que era utilizado en la región de Arcadia y la isla de Chipre, mientras que el segundo se trata de un dialecto del griego clásico llamado micénico.

Este sistema de escritura Lineal B se originó a partir del sistema anterior, conocido como “Silabario Lineal A” y empleado para escribir el idioma minoico, este último es un idioma no descifrado, hablado por los cretenses antes de la invasión de los ejércitos micénicos. Luego, la evolución del idioma y las escrituras utilizadas para la época, surgen debido al desuso de las mismas, lo que fue promoviendo el desarrollo de los nuevos sistemas de escritura.

 

Alfabetos Derivados

La variedad de dialectos que se fueron desarrollando a partir de la lengua griega, iban surgiendo en cada una de las regiones en donde se iba expandiendo la civilización y fueron adoptando su propio abecedario o sistema de escritura, estos eran llamados epicóricos.

Así tenían alfabetos desarrollados en Creta, Melos y Tera, que eran diferentes a los desarrollados en las ciudades de Eubea, Arcadia, Rodas, Élide, Beocia, Tesalia,  Acaya, Laconia, Siracusa y Lócride. Igualmente desarrollaron su versión en las ciudades de Atenas, Naxos, Egina y Cnido y en Jonia, Corinto, Sición y Argos. Con el tiempo se adopta el alfabeto jónico en el año 403 antes de Cristo.

La utilidad y versatilidad del abecedario griego fundó las bases para la generación de los alfabetos desarrollados más tarde en el occidente de la región, siendo adoptado por los etruscos originarios de la Toscana, quienes lo trasmitieron a los romanos, y es por esa razón que el alfabeto latino tiene su raíz en el abecedario griego.

La escritura egipcia conocida como “Copta”, fue uno de los últimos sistemas desarrollados por esta civilización y hacemos referencia a ella porque también tiene símbolos que derivan del alfabeto griego. En este sentido, otros alfabetos desarrollados a partir del griego son el gótico y el cirílico, los cuales surgieron de las lenguas germánicas y eslavas, respectivamente.

Usos Actuales del Abecedario

El abecedario griego se mantiene vigente hasta nuestros días y es muy utilizado en lenguajes técnicos, los cuales utilizan las letras del abecedario griego para hacer referencias especialmente en los textos científicos. Haremos mención de algunas de las letras que son más utilizadas, su simbología y significado.

Muchas se utilizan para las fórmulas y escalas físicas, como por ejemplo la letra A del abecedario griego “Alfa (Α α)”. Originalmente en este abecedario es utilizada para denotar un valor de 1, mientras que en la actualidad se aplica como referencia a la aceleración angular, la cual es una variable física. En este mismo campo es utilizada para hablar del coeficiente de atenuación de una onda o para identificar a una de las partículas radiactivas.

En términos biológicos se utiliza para identificar al macho dominante de una manada de animales, al cual se le llama precisamente “macho alfa”. Además es utilizada en estadística, para representar el coeficiente de significancia. Por su parte, la letra B del alfabeto griego es “Beta (Β β)”, muy utilizada en términos astronómicos, por ejemplo llaman beta a la estrella en segundo lugar en cuanto a intensidad.

La letra Gamma (Γ γ), es utilizada en términos matemáticos para denotar la constante de Euler-Mascheroni, en este caso se utiliza la letra minúscula, mientras que en mayúscula se usa para representar el coeficiente de reflexión y los factoriales en matemáticas.

La letra Delta (Δ δ), indica densidad en física y la letra Lambda (Λ λ) tiene un valor de 30 en el sistema de escritura griego, pero eso no es todo, porque en la actualidad tiene no menos de seis tipos diferentes de usos, a saber: es un radioisótopo, es el signo de la longitud de ondas, en biología representa una enterobacteria fago λ) usado en la replicación de ADN, en informática indica una cadena vacía, entre otros usos.

Otra de las letras del abecedario griego que es bastante conocida es Pi (Π π), para los griegos tenía un valor de referencia de 80, mientras que en la actualidad es un símbolo que se utiliza en el economía, en las matemáticas, en física y en química para representar propiedades y valores.

No podemos dejar de mencionar al símbolo Omega (Ω ω), este corresponde a otra de las letras que pertenecen al abecedario griego, de hecho es la última letra y por ello generalmente era utilizada para indicar el fin de algo, exactamente lo opuesto de alfa, letra que se utilizaba para simbolizar el comienzo.

En la actualidad el Omega en mayúscula tiene diversidad de usos, entre los cuales se encuentra: como unidad de medida, símbolo de conductividad eléctrica, en computación indica el fin del universo, para señalar ángulos sólidos en geometría, también fue utilizado en múltiples publicidades como logotipo.

Por otra parte, el Omega en letra minúscula es usado como símbolo para denotar la frecuencia angular en física y la pulsación de una señal en electricidad, curiosamente una marca de relojes también utiliza esta letra. Continuamos con la letra Épsilon (Ε ε), utilizada para representar pequeñas cantidades que tienden a cero., mientras que la letra Eta (Η η) se identifica el rendimiento de motores y la Zeta (Θ θ) es para determinar la medida de los ángulos.

El Mi (Μ μ) es el reconocido micrón, la Xi (Ξ ξ) son utilizadas en los sistemas de ecuaciones y polinomios. El  Ro o Rho (Ρ ρ) en minúscula se utiliza para identificar la densidad de un material. La Sigma (Σ σ ς) en mayúscula se usa como el símbolo de sumatoria, mientras que en minúscula es para designar la desviación estándar. Estas son solo algunas de las letras o símbolos del abecedario griego y algunos de los usos que son asignados en la actualidad.

Sin embargo, es importante aclarar que son muchos más y de mayor complejidad, pues el abecedario Griego es utilizado a nivel mundial; incluso lo podemos reconocer como uno de los aportes capaces de unir lenguas diferentes, a través de uso en términos técnicos de diferentes materias del conocimiento. Finalmente, el latín adaptó el abecedario griego para convertirlo en nuestro abecedario actual, el cual se transmitió a las lenguas que actualmente existen en las diferentes culturas y lo utilizan en su escritura.

Si este artículo ha sido de su agrado, le invitamos a continuar con la lectura de los siguientes temas:

Leave a Comment