≡ Menu

Huarpes: Historia, Significado, Ubicación y Mas

El turismo indígena que ofrecen los huarpes es increíblemente ingenioso. Son personas de cálida hospitalidad y muy orgullosos de su comunidad. Sus tradiciones, valores y forma de vida se remontan al siglo V, sin embargo, han encontrado una manera de moverse con los tiempos y se han adaptado maravillosamente a la sociedad moderna. Manteniendo sus fuertes tradiciones, transmitiéndolas de generación en generación, creando conciencia con la ayuda de la junta de turismo local y recibiendo a turistas internacionales, han encontrado la manera de ser sostenibles y vivir las vidas que tanto desean. El futuro de esta pequeña y encantadora comunidad parece brillante.

Huarpes

Origen

La narrativa de la extinción indígena y la construcción de una Argentina “blanca” implicaba un imaginario etnogeográfico por el cual los territorios de las antiguas colonias españolas estaban habitados desde el siglo XIX por gauchos o eventualmente campesinos. La población clasificada como indígena, según este punto de vista, se proyectó fuera de las áreas centrales controladas por el estado-nación, más allá de las fronteras de las Pampas, la Patagonia y el Chaco.

La escritura histórica aceptó y contribuyó a la formación de esta imagen al caracterizar la movilización política de gauchos o campesinos (especialmente en su belicosidad como montoneras – unidades de milicias irregulares) como un reflejo natural de los proyectos de élites, facciones, patronos o partidos. Esa historiografía desestimó por irrelevantes las demandas derivadas de los propios gauchos y campesinos, como las basadas en la larga experiencia histórica de los pueblos indígenas.

Con base en documentos conservados por habitantes de la travesía, o del desierto, de Guanacache, en la región central de Cuyo, descendientes de los indios Huarpe que fueron considerados extintos en el siglo XVII, este análisis enfatiza la continuidad de los reclamos indígenas y las estrategias políticas de las comunidades del campo durante el siglo XIX.

Aunque reconoce que otros factores estuvieron involucrados en la movilización política, este análisis muestra la importancia primordial de los reclamos indígenas en un área de rebelión montonar tradicional y conflicto civil, y la participación activa de la región en la construcción del estado que comenzó en la década de 1820. (Ver Artículo: Matacos)

Los líderes indígenas que también servían como funcionarios del gobierno presionaron por el reconocimiento institucionalizado de los derechos indígenas. Esa presión eventualmente llevó a la aceptación de sus reclamos y al mantenimiento de la relativa autonomía política hasta la década de 1870.

Historia

Mucho antes de que los españoles descubrieran el área que ahora es Mendoza, estaba habitada por un grupo de indígenas conocidos como indios Huarpes, cuyas tribus abarcaban mucho más allá del área de Mendoza. Los Huarpes tenían un nivel de civilización bastante sofisticado que incluía el riego y eran granjeros expertos. Eran un grupo pacífico e incluso expresaron bastante interés por la moda con hermosas joyas y pieles.

Pero, con la llegada de los españoles, el área estaba a punto de cambiar. Un hombre con el nombre de Pedro del Castillo fue el que nombró oficialmente a la ciudad de Mendoza, en honor al gobernador de Chile que lleva el mismo nombre. Sin embargo, el nombramiento de la ciudad no lo consideró estable, los españoles continuaron entrando y saliendo de la región, buscando siempre más a quienes trasladarse; años después Mendoza era más pequeño que cuando había comenzado, por así decirlo.

Huarpes

El área creció como una agricultura, pero no sin dificultad; el sistema de riego resultó ser una tarea difícil de mantener. Muy pronto, sin embargo, Mendoza produce vino y aceite de oliva entre otros y atrae el comercio y el comercio.

Un evento importante en la historia de la ciudad llegó con un fuerte terremoto a mediados de 1800; tan devastador que gran parte de la ciudad tuvo que ser reconstruida.

Hoy Mendoza sigue produciendo grandes vinos y esa es solo una de las atracciones que los visitantes están interesados ​​en; la belleza de la región sigue siendo superior

Huarpes

Características

Menos de 4,000 personas en Buenos Aires reclamaron la identidad afroargentina a fines del siglo XX. Los trabajadores rurales mestizos y los afroargentinos resintieron la presencia de inmigrantes europeos que competían por viviendas y fuentes de trabajo escasas. A comienzos del siglo XX, los inmigrantes nacidos en el extranjero ya se habían hecho cargo de muchos trabajos mal remunerados que antes desempeñaban los argentinos. (Ver Artículo: Mapuches)

Dominaron rápidamente el paisaje urbano a medida que superaban en número a los argentinos Huarpes. Esto contribuyó a la forma en que los argentinos piensan sobre su identidad étnica. Una de las definiciones más dominantes de la identidad del país es que la mayoría de la población de Argentina es blanca con ancestros europeos. Esta imagen es promovida tanto por observadores externos como por algunos intelectuales locales.

Huarpes

La mayoría de estas afirmaciones se derivan de tomar a Buenos Aires como representante de toda la nación, pero incluso esta ciudad no es tan blanca como generalmente se la representa. La industrialización y el posterior estancamiento económico tanto en Argentina como en los países vecinos provocaron la migración al área metropolitana desde las provincias del interior y desde los países vecinos.

Estos nuevos residentes son predominantemente mestizos. Los migrantes también incluyen pueblos indígenas y un pequeño número de mulatos y negros de Uruguay y Brasil. Durante el gobierno de Perón, los migrantes Huarpes rurales a la ciudad constituyeron su base política leal. Los opositores de la clase media y la clase media alta de Perón despreciaron estos nuevos sectores sociales y despectivamente los llamaron cabecitas negras. Este término, junto con el negro / a, todavía se usa para referirse a los pueblos mestizos e indígenas.

Huarpes

Mientras que los conflictos sociales de los años 1940 y 1950 a menudo se describieron en términos racistas como cabecitas y como un “zoológico aluvial” que invadía el espacio urbano, la relación con los percibidos como no blancos por los grupos sociales dominantes adquirió matices xenófobos. La ocupación de la tierra y la vivienda, y un aumento en la delincuencia se atribuyen a los inmigrantes de los países vecinos.

Es difícil evaluar el número de inmigrantes latinoamericanos y migrantes Huarpes internos a las ciudades, y es aún más difícil determinar cómo se identifican. No hay estadísticas confiables en la década de 1990 con respecto a la composición étnica del país. Además de la inmigración latinoamericana, los inmigrantes de Europa del Este, África y Asia también llegaron a la Argentina a fines del siglo XX. La mayoría de estos inmigrantes son ilegales y nadie conoce sus números reales.

Significado

La palabra Cuyo proviene de araucanian cuyum puulli, que significa “tierra arenosa” o “país desértico”

Ubicación 

La Pampa, también llamada Pampa, española La Pampa, extensas llanuras que se extienden hacia el oeste a través del centro de Argentina desde la costa atlántica hasta las estribaciones de los Andes, limitadas por el Gran Chaco (norte) y la Patagonia (sur). El nombre proviene de una palabra quechua que significa “superficie plana”.

Las Pampas tienen una pendiente descendente gradual de noroeste a sureste, de aproximadamente 1,640 pies (500 metros) sobre el nivel del mar en Mendoza a 66 pies (20 metros) en Buenos Aires. Aparte de algunas sierras en el noroeste y el sur, la mayor parte de la región parece perfectamente plana. Varias llanuras más pequeñas en otras partes de América del Sur, como el desierto del norte de Chile, también se conocen con el nombre de Pampas.

La Pampa argentina cubre un área de aproximadamente 295,000 millas cuadradas (760,000 km cuadrados) y está dividida en dos zonas distintas. La zona seca en el oeste, que incluye la mayor parte de la provincia de La Pampa, es en gran parte estéril, con grandes áreas salinas, arroyos salobres y desiertos arenosos. (Ver Artículo: Rapa Nui)

La zona húmeda en el este, un área mucho más pequeña que incluye parte de la provincia de Buenos Aires, es templada y bien regada, y es el corazón económico de la nación y el área más poblada del país. El suelo consiste principalmente de arena fina, arcilla y limo arrastrado hacia el Atlántico por los grandes ríos o soplado en tormentas de polvo desde el oeste. Los vientos fríos del sur periódicamente encuentran el aire cálido del norte tropical, creando vientos violentos acompañados de fuertes lluvias en el vecindario de Buenos Aires.

Estas tormentas se conocen como pamperos. Los animales característicos de las pampas incluyen zorros, zorrillos, pequeñas manadas de guanacos, viscachas, perros de caza y muchas especies de aves relacionadas con los gorriones, halcones y aves acuáticas de las praderas de América del Norte.Huarpes

Cultura Huarpes

El consumo de mate Huarpes también se ve como una característica de la cultura rioplatense. Mate se refiere tanto al contenedor donde se prepara una infusión popular como a la bebida misma. El contenedor puede estar hecho simplemente de una calabaza o puede ser cuidadosamente elaborado en plata u otros metales. Se bebe con una pajita de metal especial con orificios en un extremo para filtrar las hojas.

La infusión ligeramente estimulante se hace con hojas de la planta de Yerba Mate (ilex paraguaiensis) que se cultiva en el noreste de Argentina. Los migrantes Huarpes adoptaron el consumo de pareja y se volvieron tan expertos que algunos de los que regresaron a sus países originales llevaron esta costumbre consigo. Debido a esto, países como Siria y Líbano ahora importan Yerba mate de Argentina.

Alimentación

Cualquier ocasión es una buena excusa para tener una barbacoa. Los platos festivos incluyen: locro (un guiso hecho con maíz, carnes, chorizos, calabazas y batatas), empanadas (por lo general empanadas de carne, pero también pueden llenarse con maíz, jamón y queso o pollo). Las paellas españolas a veces también se preparan para reuniones especiales. Como Argentina es un país vitícola, el vino siempre se sirve en reuniones especiales y en días festivos. Las bebidas de mate a veces se ofrecen en algunos eventos públicos. (Ver Artículo: Nahuas)

Economía Básica. Desde finales del siglo XIX, Argentina había sido principalmente autosuficiente en alimentos. Con la eliminación de las barreras comerciales, algunos productores de alimentos encuentran difícil competir con el precio de algunas importaciones, lo que provoca una crisis en el sector agrícola. La mayoría de la población es urbana y hay muy pocas personas que producen alimentos para el autoconsumo.Huarpes

Organización Política

Con la excepción de algunas áreas del noroeste, Argentina no estaba densamente poblada en el momento de la conquista española. Muchos grupos indígenas desaparecieron debido al duro trabajo forzado, el reasentamiento obligatorio y las enfermedades introducidas por los conquistadores españoles. Aquellos indios que mantuvieron su autonomía hasta bien entrado el siglo diecinueve fueron llevados a la casi extinción por campañas militares en la década de 1880. En los últimos años del siglo XX, se estimó que los indios representan menos del 1 por ciento de la población total (probablemente alrededor de 300,000 personas).

Es difícil determinar su número porque los que viven en centros urbanos rara vez se clasifican como indios en las estadísticas oficiales. Durante la época colonial hubo un intenso tráfico de esclavos en la región del Río de la Plata. Desde finales del siglo XVIII hasta mediados del siglo XIX, los negros y mulatos de origen africano y europeo representaban entre el 25 y el 30 por ciento de la población total de Buenos Aires.

Su número disminuyó drásticamente en las últimas décadas del siglo XIX: en 1887 solo 8.005 afroargentinos vivían en Buenos Aires de una población total de 433.375. Las epidemias, la participación en guerras civiles y los matrimonios mixtos son las explicaciones más comunes para la asombrosa disminución de la población de afroargentinos.Huarpes

Economía

La vida cotidiana de los Huarpes: atender a las cabras, la principal actividad de subsistencia de los Puesteros es criar cabras. Los miembros de la comunidad adquieren cabras bebé durante las festividades religiosas. Las manadas de cabras muestran una inteligencia genuina en sus movimientos. De hecho, su movimiento está motivado por encontrar pastos, evitar el zonda (viento muy caliente), encontrar agua, etc. En consecuencia, son las cabras más que los pastores quienes deciden los movimientos de la manada.

Los rebaños de cabras como “herramientas” para enseñar a los pumas jóvenes a cazar, utilizan rebaños de cabras para enseñar a sus críos a cazar. El puma mata a tantas cabras como sea necesario solo para mostrar a sus crías cómo matar y luego las alienta a imitarla. Es algo cruel de ver y complica la relación entre los pumas y los pastores.

La hospitalidad de Huarpes a pesar de sus muchas dificultades económicas. Enfatiza particularmente el importante papel del silencio en las reuniones y en la comunicación entre los indios Huarpes. Él da algunos ejemplos claros y concretos de esto y concluye comparando esta visión, esta actitud hacia el silencio con la “sobrecarga de información”, el incesante ruido mediático característico de la vida occidental.Huarpes

Viviendas

Las viviendas son increíblemente ingeniosas, todo, desde los ladrillos hasta el cemento, se produjo a partir de la misma tierra, mezclados con estiércol de caballo. Después de quitar un lote nuevo de cemento de arcilla en un tipo de pozo también creado de barro, se comienza a colocar ladrillos de forma rápida y precisa.

Alimentación

El quirquinco es un armadillo, que tiene carne muy tierna similar a la pechuga de pato. Dada la ausencia de leguminosas en el clima desértico de los Puesteros Huarpes, las personas se ven obligadas a buscarlas en otro lugar. Sin embargo, esto es algo muy difícil de hacer (precios exorbitantes, mala calidad, etc.) y, por lo tanto, la dieta de los Puesteros se basa principalmente en la carne, en Argentina la carne de res es muy apreciada por su rareza. Lo mismo se aplica a la cría de cabras.

Frutas de colores brillantes llamadas chañar, secándose al sol. Estas frutas son de vital importancia para la gente de La Asunción: actúan no solo como un refrigerio dulce, sino que también se pueden secar y convertir en harina. Creciendo en todas partes del pueblo, han sido parte de su dieta. Todos tienen su especialidad en la aldea del pueblo o en las comunidades vecinas, ya sea haciendo manualidades, muebles, enladrillado o haciendo pan dulce. Así es como sostenemos a nuestra comunidad.

Huarpes

Vestimenta

Las clases altas a menudo usan ropa y / o ropas costosas importadas de tiendas argentinas muy exclusivas. Estas distinciones no son fijas; cambian con la moda y con los modelos culturales seguidos por los sectores de élite. En el pasado, la cultura británica y francesa influyó en el gusto de la élite.

No era raro contratar niñeras francesas o británicas para educar a los niños de las clases altas, aunque esta práctica se desvaneció en la década de 1970. Los modelos norteamericanos son favorecidos por la generación rica más joven. La clase social también puede ser fácilmente reconocida por los estilos de discurso y el lenguaje corporal.

Las relaciones cliente-cliente son principalmente políticas y a veces son útiles para asegurar un buen trabajo. En principio, el acceso a los empleos se basa en el mérito y la competencia abierta. Tradicionalmente, ciertos oficios fueron identificados con grupos étnicos específicos.

Por ejemplo, los camareros y dueños de restaurantes, tenderos y banqueros eran españoles; los tenderos y contratistas verdes eran italianos; los limpiadores y floristas eran japoneses; los dueños del deli eran alemanes; los trabajadores de cuello blanco del ferrocarril eran ingleses; y los joyeros eran judíos. Estas distinciones ya no son significativas.

Artesanía

Algunos huarpes poseen talleres de cuero, donde hacen pulseras con piel de cabra seca. Luego tiene que viajar hasta Buenos Aires para vender su trabajo. El viaje de 15 horas de duración, los nativos se enorgullecen de dar a conocer la comunidad Huarpe no solo a los extranjeros, sino también a los argentinos. Es una satisfacción mostrar sus trabajos a turistas de todo el mundo, están muy orgullosos. El único problema es la barrera del idioma.

También hay otros talleres como tejido de lana y sopaipilla, hacen una variedad de recuerdos artesanales de lana. Son otra familia que confían en sus antiguas artesanías para obtener ingresos.Huarpes

Religión

El festival de San José Artesano explica que las festividades religiosas son algunas de las únicas ocasiones en que los puesteros se unen. Por ejemplo, el Festival de San José Artesano. Durante estos encuentros, las festividades religiosas a menudo van acompañadas de celebraciones “seculares” muy a disgusto de cualquier Presbítero presente. A veces, estos pueden continuar por varios días.

La Virgen María, dueña de las tierras de Huarpes, la Virgen María está asociada con la Tierra en el sistema de creencias de los Puesteros Huarpes. Junto con el Diablo, ella es la figura religiosa más importante en la imaginación religiosa de los Huarpes, incluso más importante que Dios o Jesucristo. La complementariedad entre la Virgen María y el Diablo en el culto religioso de los Puesteros Huarpes enfatiza la importancia del culto religioso entre los Puestros. Su mundo se comparte “armoniosamente”

Huarpes

Actualidad

Los grupos ubicados a ambos lados de los canales de irrigación más distantes son interpelados desde paradigmas modernistas que vinculan derechos de agua, propiedad privada y producción de vino con herencia europea y la idea de progreso, mientras que, en el área no irrigada, propiedad comunal y pastoralismo se asocia con grupos indígenas de ascendencia Huarpes y la idea de atraso o regresión.

Dado el hecho de que ambos grupos están representados como supuestamente independientes, opuestos y separados por los últimos canales de riego, este artículo conceptualiza este último como un borde de riego. Esta frontera, a pesar de ser considerada como natural y fija, es, por el contrario, artificial y dinámica.

Es el producto de las luchas sociales y simbólicas por el agua y la legitimidad como el grupo sociocultural capaz de obtener y controlar el agua. De esta forma, no solo se destaca la presencia de actores liminares que no son de origen huarpes ni europeo, sino también alianzas que pueden llevar a la reconfiguración de áreas de regadío y grupos socioculturales capaces de luchar en disputas por los recursos naturales.

Huarpes

El agua del desierto contiene moléculas que deben haberse originado en los Andes, dijo, y que coinciden con la estructura molecular del agua formada en las nubes que se forman entre el Pacífico y los Andes. Un hábitat de agua dulce, conservación y medio ambiente, la humedad del Atlántico llega después de fluir hacia el oeste desde la Pampa húmeda hacia regiones secas justo debajo de los Andes.

La Pampa es una vasta llanura fértil y la fuente de gran parte de la producción agrícola de América del Sur. La pérdida de humedales y una ola de inmigración europea a comienzos del siglo XX obligaron a los pueblos indígenas Huarpes y Criollos -que una vez fueron decenas de miles y que hoy se conocen como Lavallinos- a construir comunidades en otros lugares.

Huarpes

Tomaron una decisión radical: en lugar de ingresar a las ciudades de Argentina, optaron por adaptarse al único entorno que los inmigrantes de la Argentina evitaron: el duro Monte Desértico de 15.440 millas cuadradas (40.000 kilómetros cuadrados). Ahora los herederos modernos de esa cultura dependen de un flujo confiable de agua desde los Andes hasta el desierto.

El agua desciende por una escalera topográfica: en la parte superior se encuentran los Andes, donde la nieve derretida comienza su descenso hacia el Valle de Mendoza. Debajo del valle, el agua fluye hacia el Monte.

Alrededor de 2,000 Huarpes y Criollos de ascendencia mixta española e indígena viven en Monte, Solían vivir en los humedales pampeanos, pero esta región se ha vuelto más seca desde el inicio del riego a gran escala hace unos 60 años. Las plantas y los animales nativos también dependen del agua subterránea para sobrevivir.

El árbol de Algarrobo produce vainas que contienen muchos de los mismos nutrientes que se encuentran en la soja. La gente come las vainas o las alimenta a sus cabras y ganado, dijo Jobaggy. Aunque seco a primera vista, el desierto es un ambiente engañosamente productivo, dijo Jobbagy, pero solo por su ubicación geográfica debajo de los Andes.

Huarpes

La historia ahora es un escenario clásico de oferta y demanda. Argentina sufrió el peor default monetario en la historia en 2002, y desde su colapso, la industria vitivinícola del país ha demostrado ser una de las pocas empresas rentables a gran escala. La industria proporciona empleos, un mercado para la innovación tecnológica en el procesamiento de la uva, y en una nación marcada por las dificultades económicas: un sentido de orgullo nacional.

En el Valle de Mendoza use el sistema de riego del manto, en el que se inunda todo un campo. Sin embargo, los viñedos más grandes y rentables usan riego por goteo, que apunta a hileras específicas de árboles. Se coloca un revestimiento de caucho a lo largo de una línea de árboles de uva y se bombea agua a través de orificios en el forro.

Nuestra sociedad tiene que tomar una decisión, ¿Queremos expandir el riego, o queremos hacerlo sin afectar sistemas como el que dependen de los pueblos indígenas? Ciertamente afecta a cientos de personas, a diferencia de los millones que necesitan riego para sus granjas y viñedos. Pero estos pueblos indígenas son algunas de las últimas piezas de una cultura rural que enorgullece a la mayoría de los argentinos.

Leave a Comment